Pinturas para pisos de madera, cuando nos encontramos ante la situación de pintar pisos de madera surgen varias preguntas relacionadas a que tinta o pintura deberíamos usar. Por lo que a continuación hablaremos sobre algunos conceptos a tener en consideración cuando queramos teñir un piso de madera.

Pintura para pisos de madera

Tipos de pinturas para pisos de madera

Dentro de los diferentes tipos de tintas para los pisos de madera nos encontramos con tintas al agua, al aceite y en base a solventes. Hay más tipos de pinturas para pisos de madera, pero los 3 más usados por su relación precio/calidad/terminación serían estos. Cada uno tiene diferentes propiedades y tiene ventajas y desventajas con los otros productos. Lo más importante es planificar bien qué es lo que quiero lograr, qué presupuesto se tiene y que tiempo tengo para hacer el trabajo.

En la mayoría de los casos la gente tiende a usar un producto solamente porque se ha generado un buen marketing o porque el producto lleva mucho tiempo en el mercado generando resultados aceptables, con este artículo buscaremos ampliar los márgenes de esa búsqueda.

Lo más importante antes de aplicar cualquier producto es saber con qué y cuánta  experiencia cuenta el profesional, ya que un experto en aplicación de colores no debiese tener problemas en obtener resultados similares con diferentes productos. En cambio alguien con menos experiencia generalmente tiene temor de salir de su zona de confort, lo que genera atrasos cuando se encuentra con un problema ya sea de aplicación o con el producto en sí.

Tintas en base a agua

Las tintas en base a agua tiene la gracia de que secan muy rápido ya que su secado es por evaporación, lo que permite saber rápidamente si el color quedó bien (ya que mientras una tinta está recién aplicada en un piso de madera cambiará el color final una vez que esté seca por completo). También tiene la ventaja de que su dilución es con agua lo que ahorra gastos en diluyentes específicos y es más fácil de limpiar tanto de la madera como de la ropa.

Estos productos vienen en un amplio rango de precios y depende más de los aditivos que tenga, los cuales le entregarán propiedades específicas, como la resistencia a los rayos UV, intensidad de color, efectos secundarios de color en la madera, tiempo de trabajo (hay productos que se absorben muy rápido por lo que la aplicación es muy delicada, en cambio tintas de aplicación lenta dan más tiempo para reparar o repasar detalles que hayan quedado durante la aplicación, pero teniendo en cuanta que secará es un par de horas a lo mucho). La aplicación de estas tintas pueden ser con trapo, brocha, pistola o máquina de aplicación. El rendimiento de estos productos es medio y su valor es alto.

Tintas en base a aceite

Las tintas en base a aceite tienen una particularidad que les permite ser color y terminación al mismo tiempo, pero eso no significa que todas las tintas tengan esa propiedad. Todo depende de los sólidos que contenga la mezcla, los cuales se presentan como aceites duros, ceras o similares en el nombre del producto. Los aceites en general tienen tiempo se secado lento, ya que su secado no es por evaporación si no por penetración en la madera, además del tiempo de curado de los sólidos presentes en el aceite que le dan dureza.

Hay profesionales que retiran el exceso de material una vez aplicado el producto para lograr terminaciones más parejas y para acelerar un poco el proceso de secado. El aceite es un producto que da terminaciones y colores bastante parejos. Se puede aplicar con trapo, brocha, máquinas de aplicación o pistola (esta última opción solo si el aceite se diluye sobre el 30% para que sea menos viscoso y pueda correr por la pistola). Este producto tiene la desventaja de la mantención, ya que los aceites que son color y terminación requieren más cuidados ya que se resecan y pierden  “vida” con el tiempo. Los aceites generalmente son los productos más caros, pero tienen un rendimiento medio-alto.

Tintas en base a solventes

Las tintas en base  a solventes tiene la particularidad de que secan casi al instante. También secan por evaporación y los solventes son más volátiles que el agua por lo que se evaporan extremadamente rápido. Es también por este motivo que la aplicación más adecuada para estas tintas en con pistola, cualquier otro método de aplicación da resultados poco parejos ya que si paso un trapo o paño con tinta 2 veces por un mismo lugar la tinta no tiende a emparejarse sino que tiende a concentrarse más en esa área (ya que la primera pasada seguramente ya está seca). Tienen un rendimiento alto y en general son más baratas ya que no tienen mayores propiedades que el color en sí.

Conclusiones sobre pinturas para pisos de madera

Ya teniendo esta información puedes tomar una decisión un poco más informada sobre qué tinta conviene aplicar sobre tus pisos de madera. Siempre ten en consideración que los proveedores de productos tienden a “casarse” con un producto específico, lo que más  te dará una versión más real de los resultados es probar con todos y evaluar los resultados.

 

Escrito por Santiago Donoso